¿Qué tienen en común las marcas irresistibles?

Inicio - Comunicación online - ¿Qué tienen en común las marcas irresistibles?

brandMarcas irresistibles existen muy pocas. Con un buen trabajo, muchas son las marcas que han llegado y pueden llegar, en mayor o menor medida, a ser conocidas. Sin embargo, llegar a ser irresistibles no es tarea sencilla y requiere de mucho y muy buen trabajo, disciplina y apostar por el método adecuado a la marca y su filosofía. Lo que diferencia a una marca irresistible es que la elección de los consumidores se produce -casi- por inercia, de manera instintiva. Y esto se consigue cuando la marca es capaz de satisfacer de manera inmediata las necesidades y exigencias de los consumidores. Las pocas marcas que alcanzan el objetivo de ser irresistibles de cara a los consumidores, tienen algunas cosas en común, quizá las claves que las han llevado a ello. Y algunas de esas claves son las siguientes:

  • Conocimiento Fundamental, también conocido con la expresión anglosajona Know-How. Este concepto se define como “saber cómo hacer algo fácil y eficientemente: experiencia”. Y esto es un factor fundamental que, llevado a la práctica, otorga credibilidad a la marca ya que muestra que sabe lo que hace y lo hace de manera consciente.
  • Vitalidad e interés Las marcas que han llegado a ser irresistibles tienen como denominador común el haber sido capaces de mantener a los usuarios interesados y comprometidos. Mantener ese interés de forma continua es fundamental para hacer de una simple marca una marca irresistible para los consumidores.
  • Elemento diferenciador Contar con un aspecto diferencial que realmente importe a los consumidores, que se transmita en todos los aspectos de la marca, es fundamental para alcanzar el objetivo del que hoy hablamos.
  • Emoción Hoy los consumidores no compran sólo un producto, reclaman las emociones que dicho producto es capaz de provocarles. La emoción otorga a las marcas un significado y un propósito de cara a los consumidores. Si hablamos de marcas concretas, Coca Cola es de las que mejor ha sabido jugar con las emociones -y venderlas-; pero también marcas de automóviles, como BMW, ‘¿te gusta conducir?’… Pero además, las marcas que han logrado ser irresistibles tienen en común que no sólo se conforman con ‘vender’ emociones, sino que han sido capaces de crear un lenguaje de la emoción: a través del diseño del producto o de su packaging, del propio logotipo o de un sonido o música concreto… han sido capaces de gestionar el simbolismo para evocar emociones concretas.
  • Consistencia en los tres puntos claves de la marca La imagen, el mensaje y la emoción son tres de los puntos claves de una marca. El gran reto de una marca con ambición de convertirse en irresistible debe ser alinear estos tres puntos de una manera consistente.
  • Tener presente el concepto de arquitectura de marca cohesionada Una marca que llega a ser reconocida, popular y además irresistible, es una marca que bien podría incorporar con éxito marcas madres, submarcas y variedades en distintas formas, pero siempre manteniendo la unidad intrínseca en la arquitectura de marca.

Hacer de la marca de la que se responsabiliza, una marca irresistible es el objetivo de cualquier director de Marketing con ambición y responsabilidad. Para logarlo es preciso un arduo trabajoy complicado trabajo, apostar por el método adecuado a la marca y una estricta disciplina.

2018-05-15T11:40:37+00:00 10 abril, 2014|Comunicación online|